Índice de contenidos

Toronto, una ciudad que engancha mucho

¡Canadá es un país único!

Quizás no sea el destino que de primeras tienes en mente que deberías visitar o que está en vuestra wish list, pero una vez estás allí, piensas, ¡bien hecho! Y no os arrepentiréis de haber ido, os lo aseguramos.

Para nosotros es nuestra primera vez en Canadá, fuimos en diciembre de 2016 con todo las consecuencias del frío que podría hacer (que al final no fue para tanto) y nos encantó, tanto que en 2019 volvemos  a otra parte del país :) Es cierto que en primavera-verano se pueden hacer muchas otras cosas como alquilar un coche y recorrer parques nacionales y paisajes preciosos pero no nos arrepentimos de haber ido en invierno para nada.

Esta vez nos centramos en el área de Toronto y Cataratas del Niágara y de hecho, haremos dos posts por separado ya que merece mucho la pena contar las dos experiencias de forma independiente.

Canadá es el segundo país más grande del mundo y Toronto es la mayor ciudad de Canadá; a pesar de no ser una ciudad excesivamente “conocida” desde el punto de vista turístico nos ha encantado y sorprendido; por la vida que respira, la amabilidad de sus habitantes y como no ¡por la comida!

Nosotros paseamos, paseamos y paseamos; comimos mucho y muchas comidas de otros países como Jamaica o Cuba  y disfrutamos muchísimo con su ambiente. Os resumimos las 8 cosas imprescindibles que nos os podéis perder si visitáis Toronto en invierno

8 cosas que hacer en Toronto en invierno

1. PASEAR POR LA ZONA DE ENTERTAINMENT DISTRICT

Nada más salir de Union Station, la estación principal de trenes de la ciudad, lo primero que pensamos “parece que estamos en Nueva York” Sin embargo, a medida que vas caminando y viendo la ciudad, te das cuenta que Toronto tiene una personalidad propia, diferente.

Donde mejor comprobamos el alma de Toronto fue en la zona de Entertainment District, delimitada por las calles King y Queen Street / Adelaide St y Spadina Avenue, llena de restaurantes, bares y tiendas muy originales que merece un paseo ¡o varios!

Union Square

En el Fashion District está el que quizás sea el monumento más conocido y reconocido de la ciudad, la CN Tower, que impresiona con sólo contemplar sus más de 500 metros desde la base. A la torre se puede subir para ver la ciudad desde arriba; si os interesa podéis comprar los tickets en este enlace de su página oficial.

Realizan varios tipos de experiencias como el Edge Walk o la Tower Experience

Además por la noche la iluminación de la torre cambia de color dando lugar a un ambiente casi mágico; desde nuestro apartamento teníamos unas vistas inmejorables, pero después lo explicamos al final del post con alguna foto para que os hagáis una mejor idea.

Base CN Tower

A nosotros lo que más nos gustó de Entertainment District fueron todos los bares y restaurantes que había; diferentes tipos de comida, diferentes tipos de gente, de ambientes, muy guay, la verdad.

2.VISITAR EL DESTILLERY DISTRICT

Situado al este de la ciudad, las antiguas fábricas de cerveza han sido rehabilitadas por completo para convertirse en uno de los distritos de moda: restaurantes, tiendas y edificios con carácter hacen que esta zona haya sido una de nuestras favoritas.

Cerca del Destillery District se encuentra el mayor mercado de la ciudad: St Lawrence Market. En este trocito de paraíso hay muchísimos puestos: frutas, verduras, pescados (impresionante el salmón salvaje de Canadá), encurtidos, mostazas, especias, panaderías…y lo mejor de todo muchos de los comerciantes dejaban probar los productos:) os podéis imaginar que probábamos todo lo que podíamos y más ;)

St. Lawrence Market

3. VISITAR EL TORONTO CHRISTMAS MARKET

Otra de las cosas que pudimos aprovechar para hacer en diciembre fue ver el Toronto Christmas Market, uno de los mercados navideños  más importantes del mundo. Mereció muchísimo la pena.

El mercado lo ubican dentro del Destillery District entre las antiguas paredes de las fábricas que había antes allí establecidas.

De hecho es un reclamo en la ciudad, tanto que se formaban unas colas larguísimas para entrar (es un recinto al aire libre pero hay que hacer cola para entrar y así van controlando las personas que hay en el recinto para no sobrepasarse con el aforo)

Toronto Christmas Market

Nosotros fuimos un sábado por la tarde y había tanta cola que decidimos volver al día siguiente que había mucha menos y tuvimos que esperar solo 15 minutitos.

Dentro había puestos para comer diferentes tipos de comidas, todo riquísimo, por ejemplo pudimos probar:

  • Alguna Campbell Soup que daban de forma gratuita
  • Vino especiado caliente (mulled wine)
  • Chili con carne (buenísimo!)
  • Chocolate caliente con algún dulce

Además había perritos calientes, diferentes tipos de cervezas en los Beer Gardens, wafels, ginger biscuits y un largo etcétera que seguro se os hará la boca agua si visitáis sus puestecitos.

Campbell Soup en Toronto Christmas Market

4. VISITAR ALGUNO DE SUS MUSEOS

Cómo no podía ser de otra forma, Toronto también respira arte y cultura. Visitar alguno de sus museos es algo obligado y dependiendo de vuestras preferencias, podéis enfocar vuestra visita en uno o varios museos.

Textile Museum of Canada, Art Gallery of Ontario, Museum of Contemporary Canadian Art o cómo no el imprescindible Royal Ontario Museum (ROM).  Nosotros visitamos precisamente el ROM, el mayor museo de historia natural del país, incluyendo además temas de civilizaciones antiguas y objetos de arte. ¡Muy recomendable la visita!

5. PATINAR SOBRE HIELO

Si os gusta patinar y nunca lo habéis hecho, esta es vuestra oportunidad. Toronto está llena de pistas de patinaje de hielo, más de 50 pistas que abren durante el invierno (normalmente a mediados de noviembre a marzo). Algunas alquilan patines y otras no, así que si os decidís ir a hacer vuestros primeros pinitos podéis consultar en la página del Ayuntamiento de la ciudad todos los detalles de cada pista.

Nosotros no tuvimos valor de meternos a patinar, teniendo en cuenta que ya sin hielo hemos tenido algún que otro percance (jaja) así que con hielo hicimos de espectadores mientras disfrutamos de la maravilla de este deporte; niños, adultos, familias, parejas, singles, ¡todo el mundo patinaba!

La pista que visitamos nosotros fue la que está justo en la Plaza del Ayuntamiento.

Patinaje sobre hielo Toronto
Patinaje sobre hielo en Toronto

6. EXPLORAR EL TORONTO SUBTERRÁNEO (PATH)

El PATH, sin duda, fue otra de las sorpresas de la ciudad. En la semana y pico que estuvimos en Canadá la temperatura fue aproximadamente de entre 0 y 5 grados centígrados todo el día, bajando un poco más por la noche. Esto quiere decir que cuando entrase más el invierno haría aún más frío y nevaría más.

Han ideado un sistema subterráneo alternativo a ir caminando por la calle que se llama PATH. Es como una ciudad debajo de la ciudad.  El PATH conecta diferentes partes del centro de Toronto y en las galerías encuentras de todo, tal y como si estuvieras en la calle. Tiendas de alimentación, cafés, dentistas, farmacias, tiendas de deportes […]

Sin duda una opción más que buena para combatir el frío de la ciudad en pleno invierno.

Nosotros lo utilizamos en varias ocasiones que la temperatura no levantaba de 1ºC y lo agradecimos un montón :)

7. VISITAR ST. LAWRENCE MARKET

Como comentábamos antes, si os gustan los mercados una parada obligada es el St. Lawrence Market. Este fantástico mercado lleva en funcionamiento desde 1803 ¡wow! y ha sido considerado recientemente por National Geographic el mejor mercado de comida del mundo y es que no es para menos.

Si os gusta comer, deleitaros con miles de colores, diferentes verduras, frutas, especias, carnes y pescados, este es vuestro sitio. Sin duda, para nosotros fue un must de la visita a Toronto.

Por supuesto probamos varias cositas de los encantadores vendedores que regentan los puestos ;)

St. Lawrence Market Toronto
St. Lawrence Market

8. PASEAR POR LOS BARRIOS DE LA CIUDAD

Otra de las cosas que hicimos y recomendamos hacer es simplemente pasear por algunos de los barrios de Toronto.

Podéis subir hasta la zona de Kensigton Market, ubicado más hacia el norte de la ciudad. En este caso no busquéis un mercado como tal o un sitio cerrado, sino diferentes calles en paralelo y perpendicular donde existen tiendecillas diferentes, bares, ropa de segunda mano, etc. una muy buena opción para dar un paseo y picar algo. 

Si estáis por aquí además os podéis acercar a China Town que está muy cerca, en realidad no merece mucho la pena pero os cae de paso si vais caminando hasta Kensigton Market. Además de China Town, existen otros barrios como Little Italy, Korea Town, Little Portugal que para dar un paseo si tenéis tiempo pueden estar bien.

Kensigton Market Toronto
Kensigton Market

9. DISFRUTAR DE LA GASTRONOMÍA DE TORONTO

Por último, una de las cosas que disfrutamos muchísimo fue precisamente comiendo y cenando por la ciudad.

Como sucede con muchas ciudades de norteamérica, en Toronto la cultura gastronómica no es tan arraigada como sucede en España o en otros países mediterráneos, pero tiene una cosa muy buena, puedes comer comida de casi todos los países del mundo y esto no tiene precio. Con esta premisa nos decantamos por ir probando cada día un sitio diferente y fue una experiencia genial.

Más abajo, en el apartado de gastronomía, explicamos con más detalle los sitios que visitamos y que merecieron la pena.

Food truck Toronto
Food truck en Toronto

¿Cómo llegar a Toronto?

Para viajar a ciertos países del mundo, merece la pena desplazarse hasta Londres para coger el avión. Más combinaciones, más opciones y mejores precios.

Y esto hicimos; fuimos hasta Londres y volamos con WestJet desde Gatwick. Es una compañía canadiense que tiene ofertas muy interesantes desde Londres y todo fenomenal con ellos.

También está la opción de volar con Air Canadá que es la compañía de bandera del país, aunque los precios son un poquito más elevados. Una vez llegas al aeropuerto internacional de Toronto Pearson la forma más fácil de llegar al centro (si no quieres coger un taxi) es en tren que te baja directamente a la ciudad por unos 12$ canadienses.

Gastronomía en Toronto

Como adelantábamos antes, la variedad de la gastronomía y los platos de Toronto es lo que la hacen especial y se convirtió en nuestro particular paraíso durante la semana que pasamos allí :)

Antes de hacer este viaje nos vimos algún programa del crack Anthony Burdain , 24 horas en Toronto, y cogimos algunas buenas ideas que después completamos sobre la marcha, una vez estábamos allí.

 La diversidad de culturas y población que habita en Toronto hace que la ciudad tenga esto, diversidad de comidas. Tenemos que comentar que las raciones que sirven normalmente son bastante más grandes de lo que estamos acostumbrados en España con lo que recomendamos no pasarse a la hora de pedir ;)

A nosotros al final la relación cantidad-calidad-precio nos pareció más que correcta para ser un país como Canadá.  

Os dejamos algunos de los sitios que nos encantaron:

  • Eggspectation (brunch): cómo no, una visita a américa no podía pasar sin un brunch y habíamos leído sobre el Eggspectation y allá fuimos. Muy cerquita de la Plaza del Ayuntamiento.  Cuando llegamos había bastante cola, pero el local era bastante grande y la cola fue muy ágil.  

  Tomamos un brunch buenísimo, totalmente recomendable si queréis disfrutar de unos huevos benedictine, batidos naturales,     pancakes, cafés gigantes o tostadas, además de otras muchas opciones.

Brunch en Eggspectation
  • La Cubana (brunch): otro sitio buenísimo con desayunos / brunch estilo cubano, tan bueno, que repetimos un par de veces.

Decoración muy muy conseguida y comida cubana muy rica. Además vendían unas camisetas muy chulas que llevaba el staff como uniforme y me traje una en la maleta ;)

  • Okonomi House: buscamos un lugar como este adrede y ¡lo encontramos! En el verano de 2016 visitamos Japón por segunda vez y alguna zona más del país como la ciudad de Osaka.

Descubrimos que en la región de Kansai (donde se encuentra Osaka) hacen un tipo de “tortillas japonesas” buenísimas típicas de esta zona y más complicadas de encontrar en los restaurantes japoneses de España. La hemos probado en alguno pero en muchos no las tienen, así que como estábamos en Toronto con tanta diversidad gastronómica, supusimos que encontraríamos algo y así fue.

Un sitio pequeño pero con unas okonomiyaki excelentes. Lo podéis encontrar en 23 Charles St West.

  • Bacchus Roti Shop: puestos a probar cosas que aquí son más complicadas de encontrar, cogimos transporte público para desplazarnos aposta hasta el Bacchus Roti Shop. Un bar pequeño, sencillo y limpio donde servían comida caribeña. ¡Delicioso!

Nos comimos un par de rotis rellenos que quitaban el hipo. Los rotis son una especie de rollitos rellenos de carne, verdura, especias que están deliciosos. Sin duda mereció la pena el ir hasta allí para comer un roti. Lo podéis encontrar en 1376 Queen St West.

Bacchus Roti Shop
  • Wvrst: situado en King St. West es perfecto para tomar alguno de sus mega perritos de carne de alce, cerdo, ternera, pollo, canguro. La decoración, con mesas alargadas y luces en el techo nos encantó.

Estos fueron nuestros sitios preferidos de la ciudad, aunque como os decíamos, hay muchísima oferta donde elegir. No os olvidéis tampoco del Toronto Christmas Market si vais en invierno porque una de nuestras cenas fue justo allí ;)

Alojamientos en Toronto

Toronto quizás sea la ciudad más cara de Canadá, por lo menos en lo que alojamientos se refiere.

Como os podéis imaginar hay hoteles muy chulos por toda la ciudad, sobre todo por la zona de  Entertainment District como el Shangri-La Hotel Toronto, Soho Metropolitan Hotel o el Bisha Hotel Toronto, con una planta entera decorada por Lenny Kravitz ;)

A pesar que había hoteles más económicos que estos que os acabamos de comentar, como estábamos una semana en la ciudad, preferimos dormir en un apartamento. De esta forma tendríamos mucha más autonomía a la hora de desayunar / cenar y sobre todo más espacio.

A través de Airbnb alquilamos un apartamento justo enfrente de la CN Tower que tenía unas vistas inmejorables. Encontraréis bastantes opciones por esta zona con Union Square y transporte público cerca, así como King y Queen Street a tiro de piedra.

CN Tower desde el apartamento

Pequeños consejos si visitas Toronto

  • Path: como comentamos antes sobre el PATH, utilizadlo siempre que tengáis frío porque es como ir por la ciudad pero por amplias galerías y bien calentitos :)
  • Propinas: al igual que ocurre en EEUU, en Canadá también complementan el sueldo de los camareros, taxistas etc con las propinas. Si pagas con tarjeta de crédito o débito en el mismo datáfono puedes escoger el % de propina que quieres dejar. Muy útil la verdad.
  • La gente es extremadamente amable. Si te ven con un mapa en mitad de la calle van a intentar ayudarte. En las tiendas, bares, en cualquier sitio se preocupan que todo esté bien. Al inicio sorprende pero después es una maravilla! Dejaros ayudar si os encontráis en apuros, os ayudan encantados.
  • Transporte: las líneas de metro son escasas, sin embargo, el tranvía copa toda la ciudad. Es fácil y útil moverse en este medio de transporte.
  • Debéis mirar en Union Station qué tarifa o bono os compensa más ya que dependiendo de los días o las veces que lo utilices puede haber algún bono que os resulte de interés.
  • Idiomas: inglés y francés: ambos idiomas son oficiales en el país con lo que veréis la mayoría de las informaciones en ambas lenguas. Sin embargo, Toronto es anglófona con lo que al 99,9% de las veces se dirigirán a vosotros en inglés. Si detectan que eres extranjero y no dominas el idioma al 100% comenzarán a hablar más despacio y sino ¡se lo podéis pedir sin problema!
  • Probar el sirope de arce: es un clásico del país y no podéis dejar de probarlo. Lo podéis encontrar en cualquier supermercado, mercado o cafetería servido con pancakes, delicioso.

En estos 10 días por Canadá, además de Toronto, hicimos una escapadita de 2 días a las Cataratas del Niágara y al pueblo de Niagara-on-the-Lake. Visitamos las Cataratas desde el lado canadiense y disfrutamos mucho visitando una bodega en la zona, porque aquí se cultiva vino, sí, sí y se produce ice wine, un vino de postre delicioso que también se da en Alemania.

Como esta escapada merece en sí un post hemos hecho otra entrada donde detallamos todo :) ¡Pinchad aquí para verla!

Canadá nos ha enganchado y gustado mucho.  Sin duda es un país al que nos entraron ganas de volver antes de irnos, tanto es así que en 2019 repetimos pero esta vez Montreal, Quebec y el norte de Quebec, por supuesto, os contaremos todos los detalles ;)

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Si te ha gustado ¡compártelo!

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

¿Quieres ser el primero en tener los posts en tu inbox?

¡Suscríbete hoy mismo!

Deja un comentario

¡Espera! Estos viajes también te pueden interesar

Ice wine

Ice wine, una experiencia para el paladar en el Niágara Como os adelantábamos en el post sobre las Cataratas del Niágara una de las experiencias que más interesante nos pareció de nuestros días a Niagara-on-the-lake fue realizar un visita a una de las bodegas que han hecho posible que el valle del Niágara sea uno

renos noruega travelandfoodies

Auroras boreales y renos

Renos y auroras boreales, una experiencia inolvidable Como comentábamos en el post del viaje a Noruega, uno de nuestros principales motivos del viaje era ver auroras boreales :) Ya que volamos hasta Tromso, casi tocando con el círculo polar ártico, aprovechamos para hacer alguna salida más. El frío y la nieve se prestaban para hacer

¿Escribimos los contenidos para tu marca turística?

¡Contáctanos sin compromiso!

Monument-Valley-Park2-Travelandfoodies

¡Suscríbete!

Prometemos enviarte los mejores contenidos :)