Índice de contenidos

Parques Nacionales de la Costa Oeste, la inmensidad frente a tus ojos

Como os adelántabamos en el Volumen I de nuestro viaje por  California  y Costa Oeste de EEUU, aquí vamos con el Volumen II de la ruta centrándonos en las partes del interior. Yes!

En este post hacemos las siguientes etapas:

1) De Las Vegas al Gran Cañón del Colorado (455 km)

2) Del Gran Cañón del Colorado a Antelope Canyon (160 Km)

3) De Antelope Canyon a Monument Valley (186 Km)

4) De Monument Valley a Death Valley (850 Km)

5) Del Death Valley a Mamooth Lakes y Yosemite ( 197Km)

 

De Las Vegas al Gran Cañón del Colorado

Abandonamos la “ciudad del pecado”, Las Vegas, muy temprano porque nos quedan todavía 450 kilómetros hasta llegar a uno de los espectáculos naturales más alucinantes del planeta: El Gran Cañón del Colorado. Para ser sinceros, nos morimos de ganas por verlo.

Esta maravilla geológica (por cierto descubierta en 1540 por un español, el extremeño López de Cárdenas) se ha formado durante millones de años por la acción erosiva del río Colorado, dejando ver rocas de 2000 millones de años, por lo que más allá de su belleza y grandiosidad es indispensable para aprender la historia de nuestro querido planeta.

Tras dejar atrás el desierto en el que se asienta Las Vegas, aprovechamos para realizar un tramo de la mítica “Ruta 66”, desde la localidad de Kingman a la de Seligman, unos 150 kilómetros en los que a cada paso había recuerdos de esta ruta que vertebró desde 1926 el inmenso territorio norteamericano: coches de los años 60 y 70, antiguos surtidores de gasolina, carteles de la ruta, pequeños museos en cafeterías y tiendas que exhiben objetos de uso corriente  en la época. La verdad es que es un auténtico placer conducir por una carretera mítica y os recomendamos que si vais por la zona abandonéis la aburrida carretera principal (la Interestatal 40) para vivir aunque sea durante unas horas el auténtico sueño americano.

Ruta66bar-Travelandfoodies
Bar Ruta 66
Ruta66-travelandfoodies (1)
Bebidas en la Ruta 66

Bien entrada la tarde llegamos a la zona del Gran Cañón, por la parte del South Rim ; lo primero que llama la atención es la gran cantidad de vegetación que hay en los alrededores, ya que hasta llegar al borde mismo del Cañón el paisaje es de montaña. Una prolongada subida con una intensa lluvia nos acompaña hasta entrar al mismo Parque Nacional.

Nosotros hemos decidido hacer noche dentro del mismo Parque ya que existen varios alojamientos (no precisamente económicos) pero la verdad queremos ver el amanecer y nos parece una de las mejores opciones.

El Parque está bien organizado; dentro del mismo existe una red de autobuses del propio Parque que son gratuitos y que, la verdad ,facilitan mucho el desplazamiento. De esta forma, una vez accedes al Parque, puedes dejar el coche perfectamente aparcado en la puerta del hotel y moverte con los buses.

Los buses te acercan hasta diferentes puntos y puedes bajar y subir de ellos cuantas veces quieras. En nuestro caso, queremos ver el amanecer, con lo que, como los buses comienzan muy temprano y en el hotel te dicen a qué hora sale el sol, simplemente vas hasta la parada del bus, lo esperas y te bajas en el mirador que prefieras. Para que os hagáis una idea, cogimos el bus sobre las 4.30h-5h ;) eso sí, las vistas lo merecen.

Amanecer-gran-cañon-travelandfoodies
Amanecer en el Gran Cañón del Colorado

Ver el amanecer allí es una sensación indescriptible. El Gran Cañón es algo que tenéis que ver, al menos, una vez en la vida. La sensación de ver lo insignificantes que somos respecto a tal magnitud es impresionante. Los colores, los matices, el silencio, el eco…

Nosotros además aprovechamos la mañana para ir caminando varios tramos pegados al cañón, hasta que el calor comenzó a apretar.

Amanecer-gran-cañon-2-travelandfoodies
Amanece en el Gran Cañón

El Gran Cañón además, ofrece numerosas opciones para hacer actividades: senderismo, paseos en helicóptero, bajadas hasta el fondo del cañón, etc Desde luego que no te aburres :) hagas lo que hagas va a ser con unas vistas excepcionales, teniendo en cuenta que la profundidad media del Cañón es de 1,3km y la máxima unos 2km.

saltar-gran-cañon-travelandfoodies
Gran Cañón del Colorado, USA

Del Gran Cañón del Colorado a Antelope Canyon

Al día siguiente y, tras parar varias veces más en los miradores que hay saliendo del Parque, cogemos la carretera 89 dirección Norte hacia la ciudad de Page, una localidad típicamente americana de calles anchas y casas bajas situada en la frontera entre Arizona y Utah, cuyo mayor atractivo es ser el punto de partida hacia otro de los monumentos naturales imperdibles en un “road trip” por la costa oeste: Antelope Canyon.


Pero antes de llegar a la ciudad paramos a contemplar otro de los monumentos que justifican el viaje al lejano oeste: Horseshoe Bend; como su nombre indica se trata de un cerrado meandro que realiza el río Colorado y que deja al descubierto una parte de la meseta erosionada por el río; tras unos cientos de metros bajo un calor asfixiante llegamos al borde del precipicio desde donde se puede contemplar este espectáculo natural…¡nos sentíamos como en una película del Oeste!

Horseshoebend-travelandfoodies
Horshose Bend

Pasamos la noche en un motel de Page; el pueblo no tiene ningún atractivo salvo que está muy cerquita de Antelope Canyon; eso sí, por la noche encontramos un sitio para tomar una barbacoa que estaba buenísima y muy divertido el ambiente;   en el apartado de gastronomía os lo recomendamos :)

Al día siguiente nos levantamos temprano para visitar Antelope Canyon, una formación subterránea erosionada por el paso de corrientes de agua con profundidades de hasta 40 metros.

 

Este cañón es uno de los más visitados de EEUU y es que su belleza justifica la visita. Está gestionado por los indios navajos y solo se puede visitar en visita organizada con ellos, por lo que, como suele tener bastante demandada, os aconsejamos reservar con antelación. Se puede visitar el Upper Canyon y el Lower Canyon…sinceramente no nos pareció que existieran muchas diferencias, salvo la longitud entre uno y otro. Nosotros visitamos el Lower Canyon

Antelope-Canyon-Travelandfoodies
Antelope Canyon
Antelope-Canyon2-Travelandfoodies
Antelope Canyon

La verdad es que la visita es impresionante (quitando el “show” de bailes típicos de los indios), resulta muy interesante contemplar las curvas que hace el conjunto y el juego de luces y sombras que se reflejan en las paredes, la visita dura unos 40 minutos, que son suficientes para contemplar la belleza natural del paisaje.


Por esta zona no hay mucho más que hacer así que sobre mediodía volvemos a coger nuestro coche de alquiler para avanzar hacia el estado de Utah, en cuyo territorio se encuentra otro de los espectáculos naturales más conocidos del país: Monument Valley, una depresión en la que sobresalen rocas coloreadas de caprichosas formas y uno de los puntos que más nos gustó del viaje.

De Antelope Canyon a Monument Valley

Otra ruta de casi 200 Km en coche nos lleva esta vez hasta Monument Valley, que seguro que os suena esta formación por alguna de las míticas escenas de la película Forrest Gump. Nos acercamos lentamente a estas extrañas formaciones que no dejan indiferente a nadie. Rocas gigantescas asoman como de la nada de la tierra y otra vez nos volvemos a sentir pequeñísimos en el mundo.

Monument-Valley-Travelandfoodies
Camino a Monument Valley

Monument Valley es otro parque gestionado por los indios navajos y dentro del parque solamente hay un  hotel y unas cabañas que pertenecen al hotel, también gestionado por ellos.

También nos planteamos antes de hacer el viaje que queríamos ver el amanecer y estar dentro del parque con lo que varios meses antes reservamos una de las cabañas del hotel; de esta forma estábamos prácticamente solos en mitad de la nada viendo de nuevo un atardecer que nos quita el hipo y un amanecer que parece está hecho para nosotros. Sin palabras.

Monument-Valley-Park2-Travelandfoodies
Parque Nacional Monument Valley

La verdad es que nos impresionó muchísimo, quizás más aún que el Gran Cañón… los reflejos rojizos, negros y amarillos, las formas imposibles de las rocas y la luz del atardecer sobre el paisaje nos dejaron con la boca abierta.

Monument-Valley-sunrise-travelandfoodies
Amanecer en Monument Valley. Vistas desde las cabañas
Monument-Valley-sunrise2-travelandfoodies
Amanecer en Monument Valley. Vistas desde las cabañas

Dentro del propio parque se puede conducir por los caminos de tierra que existen. Es divertido y podéis sacar unas fotos muy chulas.

De Monument Valley a Death Valley

El día siguiente lo empleamos en aproximarnos hasta el siguiente objetivo en nuestro “road trip”: El Valle de la Muerte, fueron más de 750 kilómetros que hicimos tranquilamente parando varias veces y disfrutando de las vistas de este inmenso país.


Este “tute” de kilómetros nos permite dormir cerca del Valle de la Muerte e  ir al día siguiente bien temprano; hay que tener en cuenta que esta maravilla se encuentra bajo el nivel del mar lo que hace que actúe como un “horno” en el que se pueden alcanzar 50 grados…por lo que es imprescindible llevar agua y el depósito de gasolina lleno.

Sólo con escuchar su nombre…el Valle de la Muerte nos viene a la cabeza un lugar desolado, riguroso y abrasador…pero cuando lo recorremos vemos que tiene una riqueza paisajística sencillamente impresionante, desde Zabriskie Point, donde encontramos vistas del valle, hasta Badwater (a 58 metros bajo el nivel del mar) y su formación de agua salada evaporándose, pasando por Devil´s Golf Course, un caprichoso espectáculo natural donde la sal acumulada forma pequeñas montañas, todo es, de nuevo, impresionante.

Death-valley-travelandfoodies
Devils Golf Course
Valle-Muerte-Travelandfoodies
Death Valley

Recomendamos también pasar por la escénica Artist´s Drive una ruta circular de unos 15 kilómetros con impresionantes vistas de minerales multicolores.

Además, en el Valle de la Muerte podéis encontrar dunas desérticas en Mesquite Flat; en definitiva, hay diferentes puntos interesantes dentro de esta inmensidad, así que recomendamos explorar el parque en coche para poder disfrutar a vuestro aire de uno de los lugares más curiosos del planeta.

De Death Valley a Mamooth Lakes y Yosemite

Hoy tenemos otra jornada de coche interesante y, desde luego, de cambio de paisaje; pasamos de estar literalmente bajo el nivel del mar con un infierno de calor, a unas deliciosas montañas,  una riquísima brisa y unos paisajes de montaña preciosos.

Por tanto, tras comer nos encaminamos a nuestro próximo destino: Mamooth Lakes, un agradable pueblecito de montaña al borde de la entrada de uno de los parques naturales más conocidos de Estados Unidos: Yosemite.

Hacemos noche en Mamooth Lakes, damos una vuelta por los alrededores del pueblo, cenamos por allí y al día siguiente ponemos rumbo al Parque Nacional de Yosemite.

Accedemos al Parque por la carretera 120, tras salvar el P​uerto de Tioga (3031 metros, que solamente abre desde mayo hasta octubre) comenzamos a comprender la majestuosidad de este inmenso Parque: 

El “corazón” de Yosemite es la zona de Yosemite Valley una carretera circular en cuyos márgenes se aglutinan los servicios del Parque;  la vista no nos alcanzaba para contemplar monolitos como el Capitán o el Half Dome, con sus 2600 metros de altitud.

En el Parque existen rutas de senderismo marcadas, nosotros optamos por una muy sencilla, la que permite llegar hasta el pie de la cascada Yosemite, un espectacular salto de agua de 700 metros que, sin embargo, a principios de septiembre estaba seca :(

Yosemite-Valley-travelandfoodies
Yosemite con Half Dome al fondo

Otro de los espectáculos naturales con el que el Parque nos obsequia es Glacier Point, un mirador situado a más de 2000 metros de altitud en el que se divisa una de las mejores panorámicas del valle. Merece la pena ir.

Una parte del Parque que no os podéis perder es Mariposa Groove, un pequeño bosque de secuoyas situado a unos 50 kilómetros del valle; tras un agradable paseo comenzamos a ver estos impresionantes seres vivos, los más pesados, grandes y longevos de todo el planeta y pudimos comprobar con nuestros propios ojos que ¡son enormes!

Yosemite-Park-travelandfoodies
Yosemite
Yosemite-fun-travelandfoodies
Yosemite

Yosemite, al igual que ocurre con el Parque del Gran Canyon, está bien organizado. Existe también una red interna de buses que te permiten desplazarte por el Parque con facilidad. Hay alojamientos, rutas para hacer senderismo, lugares para comer, tenéis todos los servicios que podáis necesitar.

 

La verdad es que se puede estar varios días en Yosemite en plena armonía con la naturaleza, nosotros hemos pasado dos días y nos han quedado todavía varias cosas por ver…pero con toda nuestra pena, tenemos que poner rumbo de nuevo a San Francisco para coger el vuelo de vuelta. Han sido 17 días maravillosos haciendo un viaje que recomendamos a cualquier persona desde ya.

Abajo os dejamos consejos que esperamos os resulten de utilidad. ¡Nos vemos en el siguiente post! 

Gastronomía en la Costa Oeste

Hamburguesas, pizza y carne… los americanos comen eso (algunos solo eso) pero la verdad que en este viaje por EEUU encontramos una mayor variedad y opciones de comida. Quizás porque muchas de las cenas las hacemos en los moteles, después de conducir cientos de Km y esto hace que al pasar por los supermercados, compremos más frutas y verduras :)

En las ciudades más grandes existen opciones para vegetarianos y veganos, así como un buen número de restaurantes orientales; también cerca de la costa se puede degustar el Clam Chowder (un “must” en San Francisco), una espesa sopa de marisco y pescado servida en un pan a modo de recipiente…¡está buenísima!

Otro de los platos que os recomendamos es el ya archiconocido poké, una “ensalada” hawaiana a base de arroz, pescado marinado con diversas salsas y un acompañamiento a elegir (tomate, setas, tofu y  todo lo que se os ocurra. De hecho, como ya lo conocíamos desde hace varios años, hemos querido probarlo en diferentes sitios por nuestro viaje, ya que al ser un plato originario de Hawaii, ¿qué mejor lugar de probarlo que en el país de origen?

Por otro lado, la influencia mexicana es muy fuerte en la Costa Oeste y en todos los pueblos podemos encontrar tacos, quesadillas y demás delicias de este país. 

.

A continuación os dejamos los sitios que más nos gustaron:

  • Big John´s Texas BBQ: Situado en la localidad de Page es el restaurante que te imaginas cuando te hablan de “Estados Unidos”;  carne a la brasa que se deshace en la boca, costillas, frijoles y por supuesto cerveza fría al ritmo de  “Sweet Home Alabama” cantada por unos tipos vestidos con vaqueros y camisa de cuadros…. la típica estampa del Oeste que nos ha conquistado.

Mesas compartidas y unos simpáticos granjeros barbudos invitándonos a beber cerveza artesana. Yes!

  • Hawaian Poke Bowl: Una agradable sorpresa en el pueblo de St George, en el límite de Utah con Nevada. Un sitio que no es bonito pero ponen un poké delicioso y donde podemos encontrar también bebidas de Hawaii.

            Arroz, pescado y poco más acompañado de bebidas típicas hawaianas de sabores exóticos… Raciones enormes   (pedimos la mediana y nos dejamos más de la mitad) y precios más que razonables.

  • Mainland Poke Shop Santa Monica  Situado en pleno “downtown” de la famosa Santa Monica este restaurante de poké tiene precios muy competitivos y grandes raciones. Muy bueno el marinado de atún y el salmón.

Os queremos recomendar más sitios en San Francisco y en Oakland y ¡en breve los podéis ver en nuestro post de San Francisco!

Alojamientos en la Costa Oeste

Si pensamos en Estados Unidos una de las cosas que se nos viene a la cabeza son los “moteles”…así es, en todo el país existen estos típicos alojamientos diseñados para proporcionar al viajero los servicios que necesita en un viaje de muchos kilómetros.

Al contrario del concepto de motel que tenemos en  Europa, los moteles en Estados Unidos son alojamientos limpios y con habitaciones amplias, con una buena relación calidad/precio y con todos los servicios que demandan los viajeros: máquina de hielo, vending y algunos con un pequeño desayuno básico con el que comenzar con fuerza un día de conducción…nosotros nos quedamos en varios a lo largo de nuestra ruta y…¡los súper recomendamos!

Además, cuando comenzamos a preparar el viaje queríamos dormir lo más cerca posible de alguno de los monumentos naturales de la ruta…dos sitios estaban marcados en rojo como “must” para ver el amanecer: el Gran Cañón del Colorado y Monument Valley y encontramos dos alojamientos que cumplieron nuestras expectativas.

 

Gran Cañón: Yavapai Lodge

Dentro del Gran Cañón del Colorado se trata de unos alojamientos situados en plena naturaleza, lo mejor es la ubicación, apenas a 5 minutos andando del “borde”, nosotros nos levantamos a las cinco de la mañana para ver un espectáculo inolvidable: el amanecer con el sol iluminando el Gran Cañón.

 

Monument Valley: The View

Si inolvidable fue el amanecer en el Gran Cañón todavía mejor fue el amanecer en Monument Valley. En esta ocasión optamos por dormir en el único alojamiento que existe dentro del parque, un “lodge” gestionado por los peculiares indios navajos; existe la opción de quedarse en un hotel o en pequeñas cabañas orientadas directamente hacia las caprichosas formaciones de Monument Valley; nosotros optamos por esta última y tuvimos el privilegio de disfrutar de uno de los amaneceres más bonitos de nuestra vida; además pudimos gozar de una increíble soledad ya que desde la cabaña se podía ver el sol abriéndose paso y regalándonos tonos morados, rojizos, marrones y púrpuras. Un alojamiento que, a pesar de ser el más caro del viaje, compensa con su ubicación cada dólar de los que cuesta.

Hotel-Monument-Valley-travelandfoodies
Vistas desde la cabaña en Monument Valley

Resto del viaje: Moteles

El resto del viaje, hemos optamos en la mayoría de los casos por dormir en moteles.

La verdad que nos aficionamos a estos alojamientos ya que, como comentamos al inicio, son limpios, amplios y tienen los servicios necesarios para pasar una noche confortable. Una de las cadenas más populares y que tienen moteles en la mayoría de las ciudades o pueblos es Motel 6.

Pequeños consejos para recorrer la Costa Oeste

  • Alquilar coche y dejarse llevar por la conducción y los paisajes: nosotros hemos recorrido en toda la ruta San Francisco-Monument Valley-San Francisco, unos 4.000 Km. Hemos conducido de maravilla un coche automático. La gasolina es barata (estaba a unos 60 cts el litro en 2018), los conductores son bastante pacientes y las carreteras son muy amplias y están en muy buen estado. La libertad que tienes con el coche no la tienes de ninguna otra forma.

 

  • Comprar una pequeña nevera portátil: os será muy útil. La compramos al salir de San Francisco y la utilizamos todo el viaje. Allí metíamos agua, cerveza, fruta, pan, etc para las los largos tutes de coche que hacíamos cada día.

 

  • Dormir en moteles: vimos a muchos americanos hacer el mismo tipo de viaje que hicimos nosotros; esto es, hacer rutas largas de día o medio día y dormir por la noche en moteles. En muchas ocasiones llegábamos tarde al motel, con lo que pasábamos a los supermercados, comprábamos algo de comida y la comíamos en el motel. Todos cuentan con máquina de hielo para meter en la nevera al día siguiente, antes de comenzar la ruta; algunos también con microondas para calentar la comida y una pequeña cocinita.

 

  • Manga larga para San Francisco: lo detallamos en el post de San Francisco, pero ya os adelantamos que esta ciudad tiene un clima peculiar. La mitad del día suele estar nublado y con nubes y la temperatura no es muy alta, con lo que la manga larga se hace imprescindible.

 

  • Comprar el abono de los Parques Nacionales: si visitáis más de 2 parques, es decir, con el tercero os sale a cuenta comprar en Annual Pass en lugar de pagar cada parque por separado. A tener en cuenta que los parques gestionados por los navajos no están acogidos a este pase y se deben pagar aparte.

Este ha sido nuestro viaje por la Costa Oeste, 17 días repletos de escenas que no olvidaremos jamás; paisajes, olores, colores, amaneceres…¡Nos ha encantado! 

Si te ha gustado ¡compártelo!

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

¿Quieres ser el primero en tener los posts en tu inbox?

¡Suscríbete hoy mismo!

Deja un comentario

¡Espera! Estos viajes también te pueden interesar

Toronto

Toronto, una ciudad que engancha mucho ¡Canadá es un país único! Quizás no sea el destino que de primeras tienes en mente que deberías visitar o que está en vuestra wish list, pero una vez estás allí, piensas, ¡bien hecho! Y no os arrepentiréis de haber ido, os lo aseguramos. Para nosotros es nuestra primera

Gastronomia-sicilia-travelandfoodies

En Sicilia

Gastronomía siciliana, auténtico placer para los sentidos Cuando viajas a Italia hay una cosa que tienes asegurada, esto es que fijo vas a comer bien, vayas donde vayas. Y así ocurrió en Sicilia, le sacamos todo el jugo posible a su gastronomía, desde mercados hasta chiringuitos en la playa, pasando por un estrella michelín, porque

¿Escribimos los contenidos para tu marca turística?

¡Contáctanos sin compromiso!

Monument-Valley-Park2-Travelandfoodies

¡Suscríbete!

Prometemos enviarte los mejores contenidos :)